Héctor Padula S. “Soy anestesiólogo de profesión. He trabajado toda la vida anestesiando a personas. Ahora quiero despertarlas y estimular cada uno de sus sentidos con la cocina, mi gran pasión.

Con la Medicina me hice responsable, reforcé la ética y el compromiso, convirtiéndolos en los pilares de mi vida. Esos mismos valores rigen mi actividad como chef. No me permito ofender paladares y aprovecho la cocina para impresionar, agasajar y, sobre todo, respetar a mis comensales.

En Recoveco construyo lo que se me ocurre cada día, con creatividad, técnica y ritmos de cocina adecuados para proponer una oferta bien estructurada y sincera, que siempre mezclará platos clásicos con innovaciones.

Cocino por colores y aromas pero no es una alquimia improvisada, sino la decantación de un ejercicio conceptual que comenzó desde mi infancia y ha continuado a lo largo de la vida, acompañado de estudio, lectura y muchas pruebas”.

“Oye tú, pastor de sueños, cómo nos despertaste”.
Luis Troconis Vezga
Academia Venezolana de Gastronomía